Eider Villegas, de 37 años de edad, cayó dentro de una alcantarilla de 15 metros de profundidad y se salvó milagrosamente de morir. La emergencia se registró en la calle 21 con carrera 22, en pleno centro de Armenia.

Habitantes y comerciantes del sector alertaron a los organismos de socorro que atendieron la emergencia de manera oportuna y lograron tras dos horas de labores el rescate del ciudadano.

Según testigos, la víctima se subió al separador para cruzar la vía, no se percató que había una alcantarilla sin tapa cubierta únicamente por pasto, piso en falso y se fue al hueco ocasionándose múltiples lesiones en diferentes partes del cuerpo.

El cabo Manuel José Román del cuerpo oficial de bomberos de Armenia dijo que fue un rescate dispendioso y que la caída se presentó sobre el túnel que conduce a la antigua estación del ferrocarril en la capital Quindiana.

El reporte de los organismos de socorro indica que cuando llegaron al lugar el paciente se encontraba consciente, bajaron tres unidades para hacer la estabilización del afectado, recuperarlo y trasladarlo al hospital San Juan de Dios de Armenia.

Según testigos, esta alcantarilla es una verdadera trampa mortal debido a que delincuentes se robaron la tapa de la recámara y nada se hizo para reemplazarla. Operarios de EPA permanecieron en el lugar hasta que fue puesta una nueva tapa para evitar que se presente otro hecho que lamentar.   

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *